Durante largos años he publicado varios trabajos originales, los cuales están bajo Derechos de Autor y diversas licencias en Internet, así que como es normal demandaré a todo aquel que publique algún contenido de mi blog sin mi permiso.
No sólo el contenido de las entradas es propio, sino también los laterales. Son poemas algo antiguos y desgraciadamente he tenido que tomar medidas en más de una ocasión.

Por favor, no hagan que me enfurezca y tenga que perseguirles.

Sobre el restante contenido son meros homenajes con los cuales no gano ni un céntimo. Sin embargo, también pido que no sean tomados de mi blog ya que es mi trabajo (o el de compañeros míos) para un fandom determinado (Crónicas Vampíricas y Brujas Mayfair)

Un saludo, Lestat de Lioncourt

ADVERTENCIA


Este lugar contiene novelas eróticas homosexuales y de terror psicológico, con otras de vampiros algo subidas de tono. Si no te gusta este tipo de literatura, por favor no sigas leyendo.

~La eternidad~ Según Lestat

domingo, 17 de mayo de 2009

Estos escritos estan realizados para mi "Sarah"... la cual me ha hecho dejar de ser un solitario príncipe en medio del laberinto.




Poema for Bloody

No sabía cual era la razón, el motivo fundamental,
de porque causabas en mí tal debilidad.
Un velo pesado cegaba mis ojos y no me dejaba encontrar
el otro lado donde hallarte y poder atormentar
al recuerdo con nuevos momentos,
y pronto supe porqué tanto tormento,
y al recuerdo no le quedó más que huir.
Porque entonces descubrí
que te ama, que no podía dejar escapar
el sentimiento de sentirme deidad
junto a tu alma, junto a las palabras que me regalas.
Finalmente terminé rodeándote con mis alas
de ángel negro y despiadado que sólo acarician,
rozan, sutilmente tu figura femenina.
Mis labios absorben los tuyos
y que da en rotundo silencio el mundo.
No hay nada más, no existe ruido alguno.
Quiero volar junto a ti hasta los infiernos,
recorrer el mar de los ciegos,
beber del manantial del eterno amor,
y que este sueño me de calor
en las noches de frío y duro invierno…
que son todas las que están lejos de tu cuerpo.
Deseo tanto, tanto, poder vernos,
que siento que la lejanía sólo es un reto.
Si conseguimos aislarnos y tocarnos
en los sueños desenfrenados,
da por seguro que habremos ganado algo…
sobrevivir a un amor en la distancia,
olvidando por completo todo,
sobretodo, que no estamos en la misma estancia.
Porque por triste que parezca no hay otro modo,
pero creo que eso no importa en absoluto.
¿Qué importa el futuro?
¿Qué importa las antiguas lágrimas?
¿Qué si no existen rimas?
¿Qué si entre nosotros hay más que un muro?
Nada, no importa nada y menos importará,
el día que pueda con mis dedos acariciar tu cara



Sacramento



Lamería cada milímetro de tu cuerpo hasta desgastarlo.


Me perfumaría con el aroma de tus cabellos, para así jamás poder olvidar tu fragancia de mujer.


Quiero desquiciarme y desquiciarte, darte todo lo que poseo y que me des a cambio la promesa de amor que necesito.


Besaría tus labios, los mordería, jalaría de ellos y luego susurraría próximo a ellos que eres mía. No puedes ser de nadie más, quiero marcar tu piel con mordidas y caricias para que no puedas olvidarme tan fácilmente.


Mi sueño es que anides en mis brazos, que estos sean las ramas de tu nuevo hogar. Tengo la esperanza de no comportarme con un imbécil una vez más, de ser alguien que pueda merecer la pena para ti. No soy perfecto, tengo tantos problemas de conducta a veces que puedo llegar a parecer violento. Jamás pondría una mano sobre una mujer, mucho menos sobre ti, pero sé que esa mirada rabiosa haría que volaras lejos y deseo calmarme cuando gilipollas imberbes intentan avivar el monstruo que puedo llegar a ser.


Hay una llama en mi interior que crece, y crece, haciendo que mi alma se queme con un calor abrasador y todo es porque vuelvo a amar. Tengo miedo a que todo se arruine, eso me hace echarme hacia atrás y meditar. Pero no quiero apartarme de ti, si me aparto creo que caeré al infierno y será más difícil que otras veces salir. Poseo demasiadas deudas de juego a la ruleta del demonio y si no me hubieras detenido hubiera apostado incluso lo que no tengo.


Creo haber aprendido una lección, una puta lección en mi vida que no está en los libros, y es que por muy imbécil que seas alguien en esta vida puede llegar a hacerte especial, puede conseguir que salgas de tu maldito encierro y veas la luz.


Dices que soy tu ángel, pero te confundes el único ángel eres tú. Has hecho que vuelva a tener fe y que deje de sentirme solo entre la multitud. Jamás pensé que el paraíso fuera tan jodidamente perfecto, aunque únicamente lo es cuando estás a mi lado.



Underground


El amor aparece cuando menos lo buscas, te golpea bien en la cara y te da una patada en el corazón. Así es, te espabila y te hace ponerte a meditar como si fueras un retrasado mental que no sabe sumar ni restar. Correteas por las calles con la música a todo volumen, te paras en un parque, te bebes un refresco, te recuestas a la sombra de un árbol y luego vuelta a huir. ¡Por qué huyes! Tienes tanto miedo que huyes.

El laberinto de los sentimientos


Desvencijadas estaban ya las estanterías de la vieja biblioteca cuando ella capturó mi atención, hice que aquel viejo libro cayera a sus pies y lo tomara entre sus manos. Un libro de color rojo con unas letras bordadas en rojo, un libro donde yo me encontraba como mito o leyenda sin más. Sonreí observándola desde la rama de uno de los árboles, la ventana estaba abierta y podía haber entrado inmiscuyéndome en su vida. Sin embargo, no lo hice. Un mes después la vi en el parque, interpretaba el libro junto con su perro, una chica de no más de diecisiete que aún creí en los cuentos de hadas. Sí, sin duda la apropiada. Tuvo que correr hasta su casa, la esperaban, yo fui tras ella y de nuevo desde una rama la contemplé.

“Ojala los Goblins vinieran a por ti”

Esas palabras, ese cuento, ese deseo…habíamos cantado ¡bingo!

-¡Toby!-aquel grito, sí grita preciosa que el bebé es mío.

Había conjurado las palabras apropiadas contra su hermano, más bien hermanastro, que yacía inquieto en la cuna. Un niño llorón de ojos azules y cabellos dorados, podía pasarse por mi hijo si no fuera un Mago que jamás tendría descendencia en su sano juicio. Me llevé el niño, se lo llevaron mis esbirros y ella se lamentaba buscándolo por toda la habitación. La ventana se abrió, más bien la abrí yo, y entré quedando frente a ella.

-¡El Rey de los Goblins!-qué encantadora voz, sin duda toda mía.

-Así es Sara.-comenté jugando con una bola de cristal.-Te traje un regalo.-se la mostré.-Una bola de cristal, algo muy extraño y que si sabes usarla tendrás un gran poder. No es para una niña simple…-

-Devuélveme a mi hermano…tiene que estar muy asustado…-susurró quejumbrosa y sonreí.

-Ve a jugar con tus muñecas, ponte tu disfraz, maquíllate querida, disfruta tu interpretación frente al espejo y sobretodo olvídate del niño. Él ahora es mío.-extendí mi mano con la bola mágica, esperaba que la aceptara.

-Devuélveme al niño.-insistió.-Tiene que estar llorando, muy asustado…-

-Eso ya lo escuché.-sentencié molesto.-Está bien, si lo quieres debes llegar por ti misma a mi castillo en el centro mismo del laberinto.-dije indicando hacia la ventana donde cambió el paisaje y mostró un mundo distinto. Un mundo de colores anaranjados, ocres y oscuros. Mi mundo en pleno amanecer.-Tienes trece horas.-

11 comentarios:

Sophie dijo...

Bravo, nuevamente me emociono,provocais llanto en mis ojos y mi cuerpo se estremece.
¿Acaso no puedo hablar con vos, Maestro ( si se me permite el descaro de llamaros así), y haceros saber cuan importante sois para mi?


















Seguiré esperando...Sophie

Sophie dijo...

No se como me atrevo a todo esto, pero siento que si no lo hago me arrepentiré durante toda mi vida mortal.
Os lo ruego, sin ser mi maestro, simplemente Lestat.
Os lo imploro, señor.



Habladme, y si luego gustais, despreciadme, pero dadme esta oportunidad...


claudiafromtheshadows@hotmail.com


Solo os pediré eso

Sophie dijo...

Solo os pido una oportunidad. Siento nublarse mi mente al leer cada fragmento de esta página.
Por favor.
Os prometo no decepcionaros.
Al menos contestadme.

Sophie dijo...

La culpa es mia. Con cada fragmento que escribiis mi piel vibra y no puedo evitar suspirar. Jamás me había sentido igual, de ahi que ansíe hablar con vos....Perdonadme por intrometerme en su vida

Sophie dijo...

¿No habría forma de poder hablaros? Me siento encandilada hacia vuestras palabras.
¿Sois acaso un brujo o un mago? O quizás no deba olvidar vuestra condición, hijo de la noche y de Gabrielle...
¿Aún la amais?
Por muy incierto y alocado que suene deciros, desearía que me consideraseis vuestra presa, un antojo aunque fuese, ya que solo soy capaz de pensar en vos y no entiendo como merma tanto mi corazón.
Humildemente vuestra y esperando contestación...
...Sophie

Sophie dijo...

No tengo el placer de conocerlo. Siento si mi actitud os desconcierta, pero creo que aunque lo desconozcais, con cada una de vuestras letras carmesíes habeis aprisionado mi alma. No habría la posibilidad de hablar aunque fuese en un chat?





Vuestra más humilde servidora...Sophie

Sophie dijo...

Sucedió algo malo? Por favor no sintais temor al contarmelo, al igual que estaría dispuesta a oir y contaros mis problemas. Os lo ruego. Estoy decidida a entrar en vuestra vida. Y no, si tuviese vuestra dirección creedme que ya estaría hablandoos.

Sophie dijo...

Quizás sea por el foro de vampiros donde comencé a saber de vos. Pero desde hace dos años que no participais en él y creí que habríais cambiado de cuenta.
No quiero que me tomeis por intrusa. Solo conoceros. Esto no es habitual en mi, os lo repito, pero no puedo callar lo que dice mi corazón.




Os ruego haced una excepción

Sophie dijo...

Se que hay fuego en tu interior, si se me permite tutearte, y que ansías la comprensión de otra alma que te complemente. Que vagas en tus sueños anhelando algo que el destino incierto no te concede, y que yo en cambio gustosa trataría de darte.
Siento que no tengo más que ofrecer en esta vida, que a mi misma en mi totalidad.
Juega con ello si quieres, pero no lo tires si saber lo que es.

Sophie dijo...

Cuando puedas, escucha Cassis, es lo que yo hago cada vez que te leo. Bueno eso y la sonata de Lestat...pero la tendrás más que oida y memorizada.

Sophie dijo...

Y entonces por qué me dedicais vuestro valioso tiempo leyendo y respondiendo mis plegarias?

Gracias por su lectura

Gracias por su lectura
Lestat de Lioncourt